[quads id=1]

José Antonio Llorente
«La comunicación es una herramienta que ayuda a una empresa a ser más eficaz». Así es como comienza su entrevista José Antonio Llorente, socio fundador y consejero delegado de la Agencia de Comunicación Llorente y Cuenca. Esta empresa se encarga de asesorar a compañías en el ámbito de comunicación financiera y comunicación en crisis.
La idea de crear esta empresa surge hace 13 años con el propósito de proponer un nuevo modelo de comunicación para el mundo de habla hispana. Llorente considera que la lengua común es un elemento que crea vínculos importantes dentro de un negocio.
La comunicación financiera es un tema importante a tratar en el Ecuador, es una rama que, por el momento, no ha sido muy explorada y que con el paso del tiempo, muchas empresas se han visto en la necesidad de explorarla. La comunicación debe necesariamente ser considerada como una herramienta de los gestores de empresas o instituciones para conseguir un objetivo o un resultado para el negocio. Cuando se relaciona a la comunicación con el mundo financiero, es allí cuando nace un concepto integrado en el que ambos trabajan en conjunto para lograr que una empresa mejore en el área de los números y las cifras.
Según Llorente, el Ecuador ha empezado a tener una incipiente comunicación financiera, afirma que hay entidades competitivas y de primer nivel tales como: la banca, seguros, mutualistas, fondos de pensión, entre otras, que demandan de servicios especializados de comunicación. Por ejemplo, los bancos requieren de profesionales que entiendan el negocio financiero desde la perspectiva de la comunicación. De esta manera, se analiza desde un punto de vista diferente la situación por la que atraviesa la compañía.
Es muy importante que se entienda que muchas de las compañías que existen en el Ecuador han crecido gracias a la confianza que han depositado cada uno de sus clientes. Una empresa tiene que saber gestionar bien la información que proporciona tanto a sus colaboradores como a sus clientes para poder salir adelante. Por tal razón, si volvemos al mismo ejemplo del banco, nos damos cuenta de que es una entidad que crece a diario gracias a la confianza de sus depositantes, esa comunicación que se ha dado entre compañía – cliente es lo que solventa dicha relación.
Al hablar de comunicación financiera es fundamental establecer el grupo objetivo al que queremos enviar nuestros mensajes. Establecido nuestro público, es necesario delimitar los planes de comunicación que se realizarán a través de las áreas de relaciones públicas, de publicidad, de marketing, etc. La comunicación financiera es, sin duda, un elemento primordial del crecimiento diario de las compañías del Ecuador y del mundo entero.