[quads id=1]

El 26 de julio, las acciones de Facebook experimentaron un desplome en Wall Street, después de que se hicieran públicas las cifras del último trimestre y los inversores evidenciaran que el ritmo de ganancias está disminuyendo mientras que el de los gastos va en aumento. “En total, sus acciones perdieron casi un 19% de su valor, lo que se traduce en una pérdida de más de US$120.000 millones, la más grande de la historia para una empresa en un solo día. Esta caída también hizo que descendiera el índice Nasdaq, que cerró un 1% más bajo”dice un análisis de BBCMundo.

«Estamos invirtiendo tanto en seguridad que esto tendrá un impacto significativo en nuestros beneficios. El GDPR (Reglamento General de Protección de Datos) fue un momento importante para nuestra industria. Vimos un descenso de alrededor de un millón de personas en el número de usuarios activos por mes en Europa», explicó Mark Zuckerberg.

Además la empresa informó que sus previsiones de crecimiento para el resto del año se reducirán a un margen del 30% y anticipó que el crecimiento de las ganancias se verá afectado cuando la gente empiece a hacer uso de nuevas opciones para limitar la publicidad.

Daniel Ives, director de estrategia de la firma GBH Insights dijo en entrevista para BBCMundo que “muchos de los factores que afectan a Facebook son exclusivos de la empresa. La red social fue objeto de escrutinio tras conocerse que no evitó la filtración de datos de millones de usuarios a la empresa británica Cambridge Analytica.También cambió la apariencia del muro de sus usuarios, destacando las publicaciones de familiares y amigos sobre las de empresas u organizaciones, algo que Zuckerberg ya advirtió que afectaría a los beneficios”.

Ives destacó además que «(Facebook) ofreció una previsión muy decepcionante para la segunda parte de este año y 2019 y eso va a tener un peso significativo sobre las acciones a corto plazo».

Un análisis de Dave Lee, corresponsal de tecnología de la BBC en San Francisco establece que “en general, parece que la gente no está abandonando Facebook. La cantidad de usuarios activos mensualmente -es decir, aquellos que interactúan al menos una vez al mes- se mantiene estable en Estados Unidos, ha bajado levemente en Europa y crece en el resto del mundo. Pero para una empresa acostumbrada a que esos números crezcan a lo largo de todo el año, la falta de un crecimiento significativo causa preocupación, si no pánico».