[quads id=1]

“El producto financiero ‘No más violencia’ provee dos tipos de crédito: individual y asociativo, que considera emprendimientos personales y colectivos con diferentes períodos de gracia, contemplando los tiempos de maduración de cada una de las actividades de sus beneficiarias: mujeres emprendedoras que han sido víctimas de violencia de género”, explicó Verónica Artola Jarrín, gerente general del Banco Central del Ecuador, durante el lanzamiento de este nuevo crédito, que contó con la asistencia de representantes de distintas instituciones del Estado y de organizaciones de mujeres.

La finalidad de esta línea de crédito es ayudar a las mujeres para que obtengan autonomía económica y financiera con emprendimientos propios. “Este tipo de productos nos permite contribuir en la independencia financiera y fomentar el desarrollo de proyectos económicos de mujeres que a través de su ejemplo han iluminado el sendero para la inclusión, en el terreno de la lucha política de esta problemática que hasta hace no mucho tiempo permanecía invisibilizada”, agregó Artolas.

Álison Vásconez, oficial del Programa ONU Mujeres en Ecuador, resaltó la necesidad de vincular acciones como el crédito ‘No más violencia’ con políticas transversales por parte del Gobierno. “La autonomía económica por sí sola no va a resolver la violencia, porque hay relaciones de poder desiguales. Esta política debe ser acompañada de cambios en todos los ámbitos (…) Nuestra felicitación a esta prioridad del Gobierno y a esta iniciativa del Banco Central. Animo a los otros actores económicos a que se incorporen a este debate sobre la igualdad de género”, resaltó Vásconez.

Una de las particularidades del crédito es el acompañamiento que se brindará a este grupo vulnerable de la sociedad. “El crédito ‘No más violencia’ es inclusivo. Para acceder a este no preguntamos por su historial crediticio (…) queremos que este crédito se convierta en todo un hito”, destacó Santiago Campos, gerente de BanEcuador, institución a través de la cual se concederán estos créditos.

Mayra Lana, quien se autodefine como sobreviviente de la violencia y es una de las primeras beneficiarias, destacó que “la visión es que la mujer del campo, de la ciudad, la afrodescendiente, la que tiene o no discapacidad, sepan que no están solas, que pueden salir de la dependencia financiera (…) Nuestros hijos nos quieren libres, empoderadas y resilientes. Es el comienzo de una nueva historia, un antes y después para las mujeres. No estamos indefensas, estamos en resistencia”.

BanEcuador informó que “las mujeres interesadas en acceder al crédito individual por un monto de hasta 3.000 dólares, pueden acercarse a nuestras oficinas a escala nacional. Los requisitos son: cédula de identidad y papeleta de votación, planilla de servicio básico, certificado de una organización de apoyo, el formulario que será entregado por BanEcuador y un certificado de alguna entidad pública o privada que demuestre que la solicitante ha sido víctima de violencia. El estado civil no es un impedimento y la solicitante no requiere la firma del cónyuge para acceder a los recursos solicitados. Adicionalmente, de ser el caso, se pedirá un certificado laboral y/o rol de pagos o RISE que justifique ingresos”.

Explicaron también que “este producto también está dirigido a las asociaciones de mujeres que busquen financiamientos productivos para emprendimientos de hasta 100.000 dólares, cuyos requisitos son: cédula de identidad y papeleta de votación del representante legal, copia de certificado actualizado de existencia legal de la asociación, registro de directiva, nómina de socios, resolución de otorgamiento de personería jurídica y estatutos, el formulario que será entregado por BanEcuador y el acta de la junta de socios de la asociación en la cual se aprueba solicitar el crédito”.

Tanto los créditos individuales como los asociativos cuentan con un período de gracia de hasta seis meses antes de iniciar sus pagos.

Para más información, tomar contacto con la Dirección de Comunicación Social BCE al 3938600 extensión 2727
Fuente: Banco Central del Ecuador