[quads id=1]

La GSMA presentó hoy su octavo «Informe anual del estado de la industria del dinero móvil»  (State of the Industry Report on Mobile Money) que ofrece un panorama actual y destaca el impacto del dinero móvil, que tiene una mayor inclusión financiera en las vidas, las economías y la innovación, especialmente en los mercados emergentes. El informe proporciona una imagen completa de la adopción y el uso del dinero móvil en todo el mundo. A fines de 2018, había más de 866 millones de cuentas registradas en 90 países, un 20% más que en 2017. El informe también muestra que la industria de dinero móvil procesó transacciones por un valor de 1.3 mil millones de dólares por día en 2018, con valores de transacción digital creciendo a más del doble de la tasa de transacciones en efectivo, lo que indica que el efectivo se está volviendo menos importante para la vida de los clientes.

«Nuestra investigación muestra que para los más vulnerables del mundo, los beneficios del dinero móvil son reales y de gran alcance. A lo largo de 2018, la GSMA ha continuado ayudando a los operadores a llegar a los clientes que tradicionalmente han sido desatendidos por el sistema financiero ”, dijo Mats Granryd, Director General de GSMA. «La industria del dinero móvil está evolucionando rápidamente en un contexto de creciente acceso a Internet y adopción de teléfonos inteligentes, y ahora más que nunca, la escala global sin paralelo de los dispositivos móviles brinda una oportunidad tremenda para llegar a los 1,7 mil millones de personas que siguen excluidas financieramente».

El Informe analiza cómo los proveedores navegan por este ecosistema dinámico y cambiante que se configuró según las tendencias clave en 2018, que incluyen:

  • Una mejor experiencia del cliente debido a la mayor adopción de teléfonos inteligentes y la expansión de la interoperabilidad del dinero móvil;
  • Diversificación del ecosistema de pagos.
  • La introducción de una regulación cada vez más compleja; y
  • Un cambio hacia un modelo de negocio de «pagos como plataforma» que conecta a los consumidores y las empresas con una gama de servicios de terceros.

“Este nuevo enfoque basado en la plataforma apunta a fortalecer el dinero móvil para satisfacer las necesidades cambiantes de los clientes, desde soluciones empresariales para micro, pequeñas y medianas empresas, hasta comercio electrónico, crédito, ahorros y seguros. La oportunidad de aumentar y diversificar las fuentes de ingresos y alcanzar nuevas y más amplias bases de clientes es convincente” resaltaron.

Citan como ejemplo que “los proveedores que ofrecen productos de crédito, ahorros o seguros informaron que el 46% de los clientes están utilizando activamente el servicio de dinero móvil, en comparación con las tasas de actividad de los clientes del 26% para los proveedores sin tales ofertas. Otros desarrollos importantes en 2018 incluyeron reformas en los tres países más poblados de África, Egipto, Etiopía y Nigeria, que se espera que provoquen una ola de adopción que podría llevar a más de 110 millones de nuevas cuentas de dinero móvil en los próximos cinco años”.

El Informe «State of the Industry Report on Mobile Money» está disponible en: www.gsma.com/mobilemoney