[quads id=1]

La mayoría de las infografías que se utilizan hoy en día, no son más que notas de prensa visuales, con elementos gráficos vinculados a la información, que pierden calidad debido a que se piensa menos en la historia, y más en el embalaje, sin embargo,  lo más importante es el momento de poner lo social en las redes sociales, y contar bien la historia que se quiere compartir.

Existe una creciente preocupación entre los medios de comunicación social y las estrategias digitales, debido a que muchos sostienen que su contenido se presenta en niveles mediocres, motivo por el cual, mucha información que vemos en la web no es la adecuada, y no es lo suficientemente representativa.

Para que los medios de comunicación lleguen a ser sociales requieren de personas especializadas en marketing, y profesionales creativos que diseñen y compartan contenidos. Los medios sociales son sólo sociales cuando el contenido es compartido, y si se despiertan conversaciones en relación a éste, caso contrario, los medios de comunicación se convierten en tradicionales que operan con falta de creatividad, y diálogo en sus contenidos.

En la época actual se viven tiempos de transición, y no hay estrategia de contenidos que llegue a todos por igual. Muchos analistas sostienen que no existe una táctica de contenidos que realmente haya alcanzado a su público, o a su verdadero cliente potencial.

Ahora las productoras sociales son los nuevos “cuenta cuentos”, pues para prosperar en los medios sociales, móviles, y en los dispositivos actuales en general, se necesita más que los productores de contenido.

Es necesario que exista una nueva generación de diseñadores que se aferren a los elementos de uso compartido en internet, y dominen el arte de los medios sociales para realizar acciones, reacciones y transacciones, es decir, se necesita un nuevo género de productoras de contenidos sociales que se enfoquen en el desarrollo de estrategias de contenidos, y que se compartan y se procesen, para activar futuras conversaciones.