L´Occitane: distribución y manejo de una franquicia de cosméticos

Alejandro Jaramillo, director comercial y de mercadeo de BFS EcuadorAlejandro Jaramillo, Director Comercial y de Mercadeo de BFS Ecuador estuvo en MarketingActivo para hablar sobre la distribución y manejo de una marca como L´Occitante en Provence, franquicia que llegó al Ecuador a finales del 2002.

“BFS ecuador es un empresa comercial importadora del Ecuador, que se formo justamente viendo esta oportunidad de manejar y distribuir exclusivamente L´Occitane en Provence en el Ecuador. La marca inició en el país a finales del 2002, la primera tienda en el Ecuador fue en C.C. San Marino, inmediatamente abrimos Quicentro Shopping, luego la marca se ubicó en el Mall el Jardín y finalmente en Guayaquil también abrimos otra tienda, ubicada en Village Plaza en Samborondón”.

Para Jaramillo la franquicia de una marca cosmética es muy diferente a otro tipo de franquicias. “Lo que intenta la marca es que el cliente que ingresa a nuestras tiendas, tenga la posibilidad de vivir la Provence del sureste de Francia, que es una región muy rica en historia de los artes ancestrales en el manejo de la cosmética, en donde nace L´Occitane hace casi 35 años”, explicó.

La marca empresa comercializadora también se ha expandido hasta Perú, tomando la operación en este país para la distribución de la marca desde el año 2008. Según Jaramillo son dos operaciones bastante distintas, en Ecuador trabajan en un mercado en el que comercializan los productos a través de sus propias boutiques; en Perú la estrategia comercial tuvo que tener variaciones pues las tiendas departamentales son importantes puntos de venta en este país, por lo que la marca se ubicó dentro de estas tiendas pero manejando el mismo concepto de la marca de una atención personalizada y bajo su propio personal.

Jaramillo agregó que uno de los puntos más complicados para el manejo de esta franquicia, ha sido que quienes manejan la marca desde Francia entiendan el mercado Latinoamericano. “Tratar de que entiendan que todos los lineamientos que tenemos como marca tienen que aterrizar en la realidad de cada país y de lo que desea el cliente, ha sido lo más complicado pero poco a poco hemos cedido y llegado a acuerdos”.