[quads id=1]

Los proyectos de responsabilidad social corporativa (RSC) -iniciativas que apuestan por fines igualitarios y sociales- son ya una tendencia dentro de los grandes grupos empresariales. Según el IV Informe del impacto social de las empresas, realizado por la Fundación Seres y Deloitte, los fondos destinados a estas causas han crecido un 22 % desde el último año, como publica Cinco Días.

En total, empresas como BBVA, Mercadona o Inditex han destinado 439 millones de euros a iniciativas de este tipo frente a los 359 millones aportados en el período de análisis anterior. Además, el número de compañías analizadas en el informe también ha crecido en un 58 %, pasando de 50 a 79 en 2016.

Por sectores, un 67 % de los 8.221 proyectos de RSC impulsados el año pasado estaba relacionado con el bienestar y la cobertura de las necesidades sociales, un 20 % con iniciativas de sensibilización y difusión, un 16 % con la educación y un 13 % con la financiación y fortalecimiento de entidades sociales. El 33 % restante se destinó por completo a actividades para generar oportunidades y buscar la integración en el mercado laboral.

Asimismo, el 13,8 % de las plantillas de las empresas analizadas ha participado en estos proyectos, el 87 % de las compañías han promovido el voluntariado corporativo y un 6,4 % de los empleados han esto involucrados en alguna de estas iniciativas. Por último, se han alcanzado las 16.000 colaboraciones entre empresas y asociaciones.