[quads id=1]

samplingLa estrategia de sampling busca aprovechar el poder de las redes sociales. Hacer sampling es enviar muestras gratuitas de productos a los clientes que así lo hayan solicitado. La nueva tendencia es hacerlo mediante redes sociales, gracias a las que se logra más difusión y comentarios a favor de la marca.

 

Existen anuncios en las redes sociales que incentivan a entrar en la página web de las empresas y solicitar muestras gratis. Se trata de una práctica de marketing que acerca el mundo virtual con el mundo real. La propuesta actual es que los usuarios que reciban las muestras, luego las recomienden entre sus amigos y followers.

 

Un ejemplo de cómo promover el sampling 2.0 es Smiley360. Un proyecto que aspira a generar una comunidad de influencers que opinen sobre los productos de las marcas que hayan contratado sus servicios. La idea se puso en marcha en Nueva York y su primera propuesta fue para la salsa de soya Kikkoman.

 

El proyecto Juicy Bird Mission promovía el uso de la marca y su difusión en una red social. Fue impulsado antes del pasado Día de Acción de Gracias (noviembre 2012) y en la actualidad tiene 2.388 seguidores; quienes compartieron recetas, experiencias y fotos de sus platos junto al envase de la salsa.

 

Lo que buscan estas iniciativas es atraer a personas que converjan con el público objetivo de las marcas y que sean ellos quienes opinen sobre sus beneficios. Si a eso le sumamos que sean personas activas en redes sociales, lograremos difundir la marca a un bajo costo y con una buena posibilidad de que el mensaje sea creíble.