[quads id=1]

Durante el evento The Autonomy Investors Day (Día de los Inversores en Autonomía), el CEO de Tesla, Elon Musk, hizo dos anuncios respecto a las proyecciones de la compañía.  Aseveró que han desarrollado su propio chip de auto-manejo diseñado específicamente para sus vehículos e informó que lanzarían un servicio denominado «Robotaxi» para los propietarios de automóviles autónomos. Según explicó Musk, “los propietarios podrían optar por  que su automóvil se convirtiera en parte de la flota de taxis de Tesla aplicando a diferentes opciones”.

Musk dijo que “el plan es tener un Tesla autocontrolado en la carretera para el 2019 (con el hardware y software necesario para la conducción autónoma) y luego el sistema de Robotaxi para el 2020”.

El sistema es parte de la proyección de la marca y se fundamenta en que “habrá más que suficientes autos Tesla en las calles, así como propietarios interesados en subirse a este negocio”.

Según la empresa “en esta primera etapa solo los dueños de Model S o Model 3 podrán aspirar a participar del proyecto y podrían por ejemplo optar por compartir su auto solamente cuando no lo utilizan, o tener horarios definidos si aspiran a tener determinados ingresos adicionales, entre otras opciones. Además los propietarios podrían dar de baja sus vehículos de este servicio en cualquier momento”.

Este servicio de taxis autónomos haría su debut en Estados Unidos, aunque no estaría disponible en todas las regiones ya que depende de las regulaciones correspondientes.

Detallaron además que “uno de los objetivos de Robotaxi será bajar los costos con respecto al servicio tradicional, ya que costará unos 18 centavos de dólar cada 1,6 kilómetros. Y por otro lado, desde la perspectiva del propietario del auto también se dejan ver interesantes proyecciones” afirmaron.

Respecto al microchip para vehículos autónomos, esperan que esta innovación convenza a los inversores de apostar por la empresa.

Musk afirmó: «El mensaje fundamental que los consumidores deberían recibir hoy: es que es una locura financiera comprar algo que no sea un Tesla. Es como comprar un caballo».