[quads id=1]

“The Not So Beautiful Game” es una impactante campaña de JW Thompson Londres, para el

(Centro Nacional para la Violencia Doméstica), que deja en evidencia que la fiebre de la Copa del Mundo significa mucha emoción, pero también muchas bajas. Esta campaña surge de estadísticas discordantes: cuando Inglaterra juega un partido en la Copa Mundial, los informes de violencia doméstica aumentan un 26%, ya que los fanáticos beben más alcohol y se generan tensiones según el resultado del juego.

Una serie de fotografías representan las banderas nacionales de Inglaterra, Suiza y Japón, pero en literal carne y hueso. La cara de una mujer está pintada de blanco, con marcas de color rojo sangre para que coincida con la bandera de cada país. La imagen incluye el eslogan: “Si Inglaterra es vencida, también ella lo será”.

Las estadísticas del Centro de Violencia Doméstica, dejan en evidencia que si Inglaterra pierde, el aumento salta al 38%. Lamentablemente, el efecto continúa incluso después del partido. Gane o pierda, el día después de que Inglaterra juega, los informes de violencia doméstica aumentan 11%.

Las imágenes de “The Not So Beautiful Game” se muestran en línea, en forma impresa y también en anuncios ubicados en Canary Wharf, The Two Towers East y The Eastern Lights, durante los días en que al menos uno de los tres equipos jugaban. El centro informa también que el aumento en la violencia doméstica durante los partidos de fútbol también es común en otras partes del mundo.

Fuente: AdAge