[quads id=1]

El 8 de septiembre comenzará una limpieza masiva de plástico en el Océano Pacífico, desde el Puente Golden Gate, en California, Estados Unidos, por iniciativa de The Ocean Cleanup, una organización sin fines de lucro fundada en 2013 por Boyan Slat, un innovador joven holandés de 23 años, cuya meta es limpiar el gran parche de basura del Pacífico (Great Pacific Garbage Patch), que se ubica entre San Francisco y Hawai y se encuentra a más de 1.000 millas náuticas desde el punto de lanzamiento y en movimiento. Slat lo considera un primer paso en la lucha contra la contaminación de los océanos, pues según el Foro Económico Mundial, para 2050 se espera que los océanos contengan más plásticos que peces.

The Ocean Cleanup, es un esfuerzo que lleva cinco años en desarrollo y su plan es lanzar su sistema de limpieza beta, un flotador de 600 metros de largo que puede recolectar unas cinco toneladas de plástico oceánico por mes. Ocean Cleanup planea monitorear el rendimiento de la versión beta, llamado System 001, y tener una flota mejorada de 60 unidades más rozando el océano para plásticos en aproximadamente un año y medio. El objetivo final del proyecto, fundado por Slat cuando tenía 18 años, es limpiar el 50% del parche en cinco años, con una reducción del 90% para 2040.

“Realmente vemos la urgencia de comenzar la limpieza porque es muy grave el daño que podría causar este plástico que está flotando por ahí” dijo Lonneke Holierhoek, director de operaciones de The Ocean Cleanup en entrevista en Forbes.

“La investigación muestra que la mayoría del plástico en masa se encuentra actualmente en la basura más grande”, dice el sitio web The Ocean Cleanup. “Al quitar el plástico, mientras que la mayor parte sigue siendo grande, evitamos que se descomponga en microplásticos peligrosos que pueden absorber sustancias tóxicas y viajar por la cadena alimentaria” añaden

El costo total del Sistema 001 es de aproximadamente 24,6 millones de dólares, según un representante. Eso incluye diseño, desarrollo, producción, ensamblaje y monitoreo durante el primer año de operación.

The Ocean Cleanup ha hecho un llamado a corporaciones y filántropos para patrocinar su propio sistema de limpieza en los próximos años. Estos sistemas llevarán un logotipo del patrocinador y una aplicación relacionada que sigue el recorrido de la unidad a través del giro y muestra cuánto plástico se ha recolectado.

El sistema 001 se encuentra en la superficie del agua, con una falda de 3 metros de profundidad anexa. El flotador evita que los plásticos fluyan sobre el sistema, mientras que la falda evita que los desechos se escapen por debajo. Es probable que el sistema 001 deba vaciarse cada cuatro o seis semanas, estima la organización, para dejar espacio para más plástico y evitar que atraiga la vida marina. La flota total necesitaría recolectar alrededor de 14,000 toneladas por año para alcanzar la meta.El sistema aprovecha las fuerzas oceánicas naturales para capturar y concentrar el plástico.

Sin embargo, el proyecto no está exento de críticos, que dicen que The Ocean Cleanup está literalmente rozando la superficie del problema, pues hay cinco parches de basura y el Great Pacific Garbage Patch es sólo el más grande.

Ante esto Holierhoek  responde: “en general, los grandes problemas del mundo son más complicados de lo que parecen… no es tan simple como ‘limpiemos el océano y el problema desaparecerá’. Es necesario que haya cambios. Hemos contribuido a este problema desde la década de 1950…Estoy convencida de que nuestro proyecto da esperanza, no falsas esperanzas … Estamos solucionando un grave problema ambiental con la limpieza. También muestra que no tenemos que darnos por vencidos” afirma.

Fuentes: The Ocean Cleanup / Forbes